miércoles, 13 de junio de 2012

LA SUPERACION PERSONAL

Dadas las condiciones actuales de la sociedad y del mundo en general parece haberse desarrollado una mayor consciencia colectiva no solo sobre la responsabilidad, sino también sobre la capacidad con la que contamos todos y cada uno de nosotros de hacernos cargo de nuestras vidas y de empezar a generar cambios con el fin de ser cada vez más felices.

De igual manera en el mundo globalizado en el que nos encontramos y disfrutando de la era de la información, es cada vez mas fácil y rápido tener acceso a escritos, libros, audios y sobre todo a personas que nos invitan a reflexionar, examinar y debatir sobre diferentes puntos de vista, respecto a como podemos empezar a asumir la vida de una manera diferente y hacernos correspondientes con experiencias y realidades cada vez mas satisfactorias.

Sin embargo dentro de esta nueva consciencia, es muy común encontrar personas que en materia de desarrollo personal, han leído infinidad de libros, han hecho gran cantidad de cursos y han asistido a un sin numero de conferencias motivacionales,  pero que a pesar de ello no parecen encontrar las respuestas que les permitan transformar sus vidas como ellos quisieran.

Lo que he encontrado en la mayoría de los casos, es que muchos de nosotros leemos un libro o asistimos a un seminario y salimos de él con gran energía, con la firme convicción de que nuestra vida jamás será igual, con la convicción de que tenemos las respuestas que siempre hemos estado buscando, pero a los dos o tres días, al enfrentarnos al día a día, terminamos por recaer en un estado de insatisfacción total frente a lo que nos presenta la vida.

Me pregunto ¿Porque nos sucede esto?, ¿porque muchos incluso vemos el espacio con coaches, psicólogos y terapeutas, como el espacio para recargarnos de energía, hasta llegar al punto de tener que asistir a terapia constante para estar bien?

Mi opinión al respecto NO es que toda la información a la que tenemos acceso NO sirva, o que asistir a un seminario sea perder el tiempo, por el contrario, pienso que el gran problema en el que incurrimos es que no sabemos la diferencia entre “Entender” y “Comprender” la información que nos llega. Veamos el siguiente ejemplo:

Si le preguntamos a alguna persona si sabe preparar arroz y la persona nos dice que se hace con (2) tazas de arroz, (1) taza de agua, aceite, sal y hervir a fuego lento, eso nos confirma que la persona ENTIENDE como se hace el arroz, sin embargo si le pedimos que haga un poco de arroz y al hacerlo se le quema, quiere decir que aun NO COMPRENDE como hacerlo. ¿Se entiende?, si por el contrario, le pedimos a la persona (15) veces diferentes que prepare arroz y el 100% de las veces le queda rico y listo para comer, existe la certeza de que esa persona entiende y una muy alta probabilidad de que comprende como se hace el arroz. 

Comprendemos tan solo cuando tenemos la información respecto a algo y tenemos la capacidad de generar siempre los mismos resultados satisfactorios al ponerla en práctica.

En ultimas, de esto se trata la vida, la vida es 100% practica, no hay oportunidad alguna de obtener resultados, ni de generar cambios en nuestra vida si no se pone en marcha la acción, es la acción la que realmente nos convierte en maestros.

Por ello la invitación es que sigamos cultivando nuestro intelecto, siempre habrá cosas nuevas por aprender, personas e información que nos aporten en nuestro proceso de crecimiento, siempre teniendo claro que tarde o temprano tendremos que poner en práctica lo que sabemos y que esta será la única forma de hacernos correspondientes con una vida de felicidad.

“El maestro es quien abre la puerta, pero es el estudiante quien debe pasar a través de ella”
-Proverbio chino-

1 comentario:

  1. La practica permite que seamos nuestros propios maestros, esto sucede solo si se presta atención a todas las señales que la vida misma se encarga de regalarnos

    ResponderEliminar